BREVE RESEÑA HISTÓRICA

Como ocurre en la inmensa mayoría de los pueblos de la geografía nacional, a la hora de redactar la historia de Robledino son muchas las preguntas para las que  no  hay respuesta, al menos por el momento, y lo más probable es que así permanezca. 

En consecuencia, más que una reseña histórica, estas líneas quieren ser el reflejo de una inquietud que intentaremos satisfacer en los próximos tiempos. ¿Cuándo comenzó realmente a existir Robledino? Parece claro que los antepasados de sus gentes hay que buscarlos en las aguerridas tribus de los astures ¿Su origen, como núcleo urbano, hay que buscarlo en los pequeños cenobios que el Monacato Berciano fundó por estas tierras allá por los siglos VII y VIII? 

Los escasos restos de edificaciones localizados en el lugar denominado San Martino ¿proceden de estos cenobios o de un monasterio de mayores dimensiones? Los restos de canalizaciones de agua orientadas hacia ese lugar, encontradas recientemente; los “pozos de San Forno”, cuyas fuentes no se secan, hecho poco común en la zona, ubicados en lo que sería la propiedad del monasterio y que riegan solamente esa propiedad; el hallazgo de sepulturas en el mismo lugar. Son interrogantes que esperan respuesta para ser conocida por todos.

En el año 1535 ya aparece  en la relación de pueblos pertenecientes al  Señorío de los Bazán de Palacios de la Valduerna, Pero Robledino existía de mucho antes. En esta época tenía 23 vecinos que viene a ser la media de los pueblos de la zona. ¿Cuál fue la razón de que algunos pueblos de la Valduerna, entre ellos Robledino tardaran tanto en entrar a formar parte del Señorío de Bazán? 

En ausencia, por el momento, de  datos concretos referidos en exclusiva a Robledino no queda más remedio que ir a una visión de conjunto y aquí el panorama cambia, y de qué manera, al ser  esta una zona de especial interés para el Imperio Romano.

La región fue conquistada por los romanos hacia el año 26 a. de C. después de enviar hasta siete legiones para completar la empresa y venir en persona el mismo Cesar Augusto, lo que da fe de la resistencia que opusieron los orníacos a cualquier tipo de dominación. El proceso de romanización se extiende hasta el siglo V.

El oro del Ornia fue una gran fuente de riqueza para Roma.  Si creemos a Plinio llegaban a Roma, cada año, unos 6.000  kg. del preciado metal  provenientes de la provincia de León, principalmente de las Médulas y del  Ornia. A cambio los romanos introdujeron mejoras técnicas en el cultivo de la tierra tales como las acequias y muy posiblemente el conocido como arado romano. El historiador Ptolomeo menciona entre los pueblos de la España romana a los “Orníacos”  (orniacorum). Incluso nos da el nombre de la capital: Intercatia. ¿Dónde estaba ubicada? Hasta ahora nadie ha logrado descifrar el enigma. De esta época son los innumerables castros que pueden encontrarse dispersos por toda la zona. Posada y Torre, Santiago, Destriana, Velilla ...

A partir del s. V y como consecuencia de las invasiones que rompieron la supremacía del Imperio Romano transcurre un periodo más oscuro dominado por los godos hasta la entrada de los musulmanes en el s. VIII. Los musulmanes realmente no estuvieron mucho tiempo en la  zona; si bien hacían de cuando en cuando incursiones de rapiña. Como consecuencia y para proteger a las gentes contra estas incursiones de pillaje el rey Alfonso I mandó despoblar las tierras al norte del Duero. La emigración se produce hacia el Bierzo, donde se sentía más protegida. En la segunda mitad del s. IX el conde Gatón de Astorga repuebla la zona con gente venida del Bierzo.¿Es en esta época cuando comienza a existir Robledino? Posiblemente. Las norias que han estado en activo hasta hace pocos años ¿son un legado de los árabes?

El Señorío de los Bazán extendió su jurisdicción a lo largo de lo siglos XIV al XVII.

A mediados del s. XVIII el Marqués de la Ensenada ordenó un completísimo Catastro del que podemos extraer algunos datos para los más curiosos.

En la actualidad son pueblos marcados por la emigración, sobre todo en los años últimos en que la tecnología ha suplantado a la mano de obra.

Un hecho muy de notar en toda la región y de manera especial en Robledino es la captación de aguas subterráneas para hacerlas luego aflorar mediante las norias, y en la actualidad con motobombas; se pueden contabilizar medio centenar de estos pozos que han solucionado, o al menos paliado, la escasez propia del verano al ser insuficiente el caudal de los ríos.

                                                 Ir a la página principal